DESCONOCIDOS DESTRUYERON DOS TRANSFORMADORES PARA ROBAR EL COBRE Y EL BRONCE DE SU INTERIOR EN EL PREDIO DE TIERRA DE SUEÑOS CASILDA

Locales 14 de febrero de 2020 Por
Trnasformador TdS
Trnasformador TdS

Autores desconocidos habrían aprovechado la distancia y la ausencia de gente para derribar dos (2) enormes transformadores de energía de sus bases al piso , para luego tomarse "el trabajo" de desarmarlos para extraer la gran cantidad de cobra de las bobina internas y algunas piezas de bronce que tienen los mismos. Según las informaciones, un hecho habría sido el lunes último por la noche y el otro hecho, la noche del martes, Teniendo en cuenta que hay seis (6) transformadores similares, habían dejado las herramientas en el lugar como para volver por más.

Trnasformador TdS

Las imágenes hablan por sí solas. En el enorme predio conocido como Tierra de sueños Casilda que duerme el sueño de la burocracia y bajo un manto de sospechas por las idas y vueltas que ha tenido el tema hasta la fecha, siendo que los compradores invirtieron enormes sumas de dinero pensando que iban a construir allí sus viviendas o sus quinchos o lo que fuera, vieron sus intenciones naufragar en un mar de medidas burocráticas que les  impusieron desde la administración municipal los últimos 4 años hasta tal punto que muchos de ellos desistieron y fueron a la justicia a reclamar la devolución del dinero invertido.

El lugar, sitio de un enorme negocio inmobiliario y motivo de largas discusiones palaciegas que impidió que muchas familias puedan avanzar sin siquiera poder llegar a colocar un solo ladrillo, es hoy tierra de nadie y lugar de pastoreo de caballos entre hermosas palmeras e inversiones que se resecan al sol por las trabas burocráticas, pero también es lugar donde los amigos de lo ajeno pueden trabajar tranquilamente al amparo de la noche.

Hay una familia que vive en el lugar y hace las veeces de cuidadores pero hay que considerar que las distancias son largas y los ruidos del tránsito en la Ruta Nacional 33 lindante al predio pueden ocultar cualquier ruido sospechoso. Es por eso que quienes hayan robado, destruyendo primero los transformadores, tuvieron la tranquilidad suficiente para derribarlos de su base, a unos 3 metros de altura, para luego pacientemente desarmar la tapa, que tiene una treintena de gruesos tornillos, extraer el aceite que hay en su interior, desarmar las bobinas internas, extraer el cobre, romper los aisladores y sacar las piezas de bronce que tiene el mismo.

Este trabajito a simple vista demanda unas dos horas de trabajo, además hay que considerar que los mismos están conectados a la línea de media tensión por lo que quienes hayan cometido el robo, no sólo sabían lo que hacían sino que corrieron un riesgo enorme por trabajar de noche y con tensión eléctrica, aunque por lo visto, lograron su cometido sin mayores consecuencias.

Y lo peor, es que fueron el lunes, volvieron el martes por la noche, y a juzgar por las herramientas y escaleras dejadas en las cercanías, pensaban volver por más.

Ahora será la Empresa Provincial de la Energía (EPE) quien deba reponer semejantes transformadores ya que los mismos si bien fueron adquiridos por la empresa inversora del fideicomiso que se hizo cargo del proyecto luego que Di Carlo se retirara, los mismos fueron donados a la EPE, por lo que ahora pertenecen a la empresa proveedora de energía y seremos todos los santafesinos quienes carguemos con esa pérdida.

Boletín de noticias