MADRUGADA VIOLENTA: MAS DE 20 DETENIDOS EN UNA FIESTA CLANDESTINA DONDE HUBO DENUNCIAS, DAÑOS, DISPAROS Y DETENIDOS.

Policiales 24 de octubre de 2020 Por Redacción
WhatsApp Image 2020-10-24 at 09.28.38

Alrededor de las 4:00 de la madrugada ya los vecinos comenzaron a alertar a las autoridades policiales, y a pedir algún tipo de apoyo, por la cantidad de personas en la vía pública y en un domicilio ubicado en Nueva Roma A, más precisamente en calle Maipú entre Bv. Villada y Montevideo, donde se escuchaba música a alto volumen y era evidente que estaban participando de una fiesta clandestina.

Aproximadamente a las 4:30 comenzaron a llegar los móviles del Comando Radioeléctrico (CRE) y de unidades motorizadas al lugar, y al intentar disuadir a los participantes, que según algunos testigos, dan cuenta que serían entre 80 y 100, comenzaron los disturbios.

Es de mencionar que entre los participantes a esta fiesta clandestina, teniendo en cuenta que están prohibidas las reuniones sociales en el marco del Distanciamiento Social preventivo y obligatorio (DISPO), había menores de edad, en su gran mayoría, habiendo personas de ambos sexos.

Cuando los móviles llegaron comenzaron las agresiones para con los uniformados y comenzaron a arrojarle piedras, botellas y objetos contundentes para evitar ser demorados, detenidos o identificados, por lo que la policía inicia la disuasión con disparos con postas de gomas al aire y esto enardeció aún más a algunos, que inclusive y siempre según los relatos del barrio, amparados en las sombras disparaban con armas de fuego hacia los agentes policiales.

Como saldo de la situación, resultaron con heridas leves tres (3) uniformados, según trascendió, y además dos (2) móviles fueron dañados por los objetos, además de un vehículo particular estacionado en cercanías. 

La policía, logró detener y aprehender a veintidós (22) personas, siendo 12 de sexo masculino y 10 de sexo femenino, correspondiendo a 6 mayores de edad y 16 menores, según trascendió extraoficialmente. Además  se incautaron motocicletas y bicicletas en el lugar.

Los vecinos, vivieron una madrugada de terror por la situación, ya que no solo tuvieron que soportar todo el disturbio que causaban los jóvenes en la fiesta, y en la calle, sino que una vez que la policía comenzó a disuadir, e intentar detenerlos, muchos de estos jóvenes querían ingresar por la fuerza a las viviendas aledañas, causando gran estupor y desespero en los moradores.

Te puede interesar